Crema batida de chocolate, con sabor reforzado por la raspadura de una cáscara de naranja

Tiempo de preparación 10 minutos

Tiempo de cocción 5 minutos

Ingredientes (4 personas)

  • 75 g de chocolate a la taza
  • 75 g de azúcar en polvo
  • 3 huevos
  • 1 raspadura de cáscara de naranja

Se cortan en trozos los 75 gramos de chocolate a la taza y se echan en una cacerola pequeña con dos cucharadas soperas de agua. Se pone a fuego muy lento y se deja derretir, removiendo con una cuchara de madera. Se retira del fuego la cacerola cuando el chocolate forma una pasta lisa.

Se añaden 3 yemas de huevo sin dejar de remover.

Se baten 3 claras de huevo a punto de nieve muy firme. Se añaden 75 gramos de azúcar en polvo y la raspadura de una cáscara de naranja.

Se mezclan con mucha suavidad el chocolate y este último compuesto. Se reparte en capas y se sirve helado.

Fueron los monjes los que por primera vez redujeron a polvo los oscuros granos del cacao, descubiertos por casualidad y traídos a España por el conquistador Hernán Cortés: acababa de nacer el chocolate. Era hacia el año 1520.

Receta publicada originalmente en el libro “365 Postres” de Myrette Tiano de Editorial Everest.